3 sept. 2013

Carta de traballadora de Albada (Coruña)

Se o outro día falábamos da folga dos traballadores da recollida do lixo de A Coruña (AQUÍ). Agora, co ánimo de clarificar un pouco o contexto que orixina a protesta, publicamos esta carta enviada por unha traballadora de Albada (a empresa que xestiona a planta de reciclaxe que iniciou a folga) a un medio local (AQUÍ). Sin descubrirnos a pólvora nin introducir informacións moi novidosas ao debate, axuda a entender a loita destes traballadores e contrarresta a infame propaganda verquida na súa contra polos medios comerciais de información. A carta a reproducimos en castelán tal e como atopámola:

Mi esperanza de vida es inferior a la media. Apenas soy mileurista yllevo más de un mes en huelga. Trabajo en la planta de tratamiento deresiduos de A Coruña (la de Florentino Pérez) y he decidido escribiros esta carta para explicar nuestra situación. Perdonad que no de mi nombre pero ya tenemos 8 despidos sobre la mesa y no quiero ser lasiguiente.

Cobro 1.100 euros al mes, aunque algunos digan otra cosa; también dicen que es mucho, con la disculpa de que todo está mal, pero yo os invitaría a que vinierais algún día a ver cómo trabajamos y qué es lo que hacemos. Nuestro trabajo es separar la basura para reciclaje, a mano, claro, y aunque no os lo creáis lo hacemos rodeados de ratas, en condiciones insalubres.

Estamos en huelga porque de un día para otro nos quieren quitar una cuarta parte del sueldo, dejándolo en 800 euros, de paso quieren que trabajemos más horas y, por supuesto, estamos en huelga por las 8 personas que se quedan en la calle. Ah, los complementos por enfermedad profesional nos los quieren quitar también, no les importan nada las condiciones en las que estamos en la planta.

Ahora, encima, después de un mes sin cobrar por estar en huelga, hay un incendio en una nave de la planta. La empresa cobrará el seguro y a nosotros nos tachan de terroristas.

Y así, entre las ratas, con un recorte de salario y más horas de trabajo, encima soy una terrorista. ¡Era ya lo que me faltaba! Y es que yo por el pan de mis hijos mato, por eso nunca quemaría mi lugar de trabajo, pero la central de tratamiento de residuos ardió y hoy nos acusan de criminales en los periódicos. Tengo todas las de perder, porque mientras yo estoy en huelga la empresa se embolsa mi sueldo y el dinero de todos los ciudadanos, porque el ayuntamiento le sigue pagando a Florentino Pérez por lo que no hace; y encima mañana nos caerán más despidos en una planta que podrá reciclar todavía menos.

Estoy desesperada pero seguiré luchando, ayudadnos a resistir, porque si nosotros caemos mañana te puede tocar a ti.


Subido por C.R.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada